sábado, 29 de marzo de 2014

II y + de libros ( En la pizarra un poema)





      Para que la palabra ruede
      hasta los libros misteriosos
      donde Padre Punchau escribe
      la razón de los días,
      la vida que nos vive.

      Para que la palabra siempre
      llame. Padre Punchau nos hizo
      de un barro de palabras,
      nos pronunció, nos rescató
      de anfibios, nos secó despacio,
      vocalizó los nombres,
      nos separó del viento.

      Para que ruede y ruede, aroma
      de palabras, vieja sangre
      lustral… trabajos de vivir
      que nos escriben.

1 comentario:

  1. ¿De quien este poema? ¿De Jesús? pues tiene un aire primitivo fascinante...

    ResponderEliminar